El sol de Elma, una anécdota familiar convertida en un cuento único

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

el sol de elma

Hace una semana quedé con Inma Muñoz, la autora de “La increíble historia del puntito Chimpún”, para hacerle una entrevista que ya os enseñaré antes de que acabe el año. Me regaló “El sol de Elma”, su segundo libro. Una preciosa historia que hemos leído varias veces y que nos parece única. Como los libros que hace Inma, una aparejadora y autora valiente que un día decidió escribir y autopublicar sus propios cuentos. Porque los sueños sí se pueden cumplir.

Os hago un resumen del cuento.

Elma está de vacaciones con sus padres, su hermano y su perro en una preciosa isla, viendo los atardeceres en familia. Pero cada vez que se va el sol, Elma se pone muy triste. Una noche, junto a su hermano, deciden “despertar al sol” para que salga de nuevo. Lo intentan con una red, con una canción, hasta con un barco teledirigido. ¿Conseguirán que el sol vuelva a salir?

Vivir para contar

Los dos libros de Inma son muy personales. Anécdotas que le han ocurrido y que sabe transformar en cuentos con significado, son sentido, con una historia bien formada. En el caso de Elma, el cuento nació durante unas vacaciones, como ella misma nos cuenta. “Surge durante un viaje a Ibiza. Tras pasar una semana yendo de playa en playa, disfrutando de su mar y comiendo helados, nos tocaba volver. Y durante el viaje en el barco, Noa empezó a llorar desconsolada al ver cómo se ponía el sol entre las nubes y parecía sumergirse en el mar. Llevaba una libreta y ahí, sentada en la mesa del ferry, empecé a escribir El Sol de Elma.”

Y así comienza la historia de estos dos hermanos, inspirados en los hijos de Inma, que juntos, buscan al sol. Un cuento capaz de transmitir el sonido del mar, transportarte a largas tardes de verano en familia y dejarte con ganas de volver a leerlo otra vez. Un libro para niños y niñas a los que les guste explorar nuevas historias, buscar cuentos distintos, libros que no están en los grandes almacenes, sino en librerías pequeñas, pero que son los que más se recuerdan.

La aventura de autopublicar

La autoedición no es fácil. Es una aventura arriesgada en la que te lanzas tu solo con tus historias al vacío, sin saber qué pasará. Inma lo hizo con “Chimpún” y el viaje fue genial. Aprendió mucho. Conoció a mucha gente. Y las ganas de volver a autopublicar otro cuento, crecieron.

Con el segundo libro… “tuve ya más claro cómo gestionar la edición, desde el montaje hasta la impresión que fue 100% de mi responsabilidad. El libro tuvo corrector y maquetador profesional desde el comienzo. Y tuve la suerte de contar con muchas librerías que me conocían y lo pidieron en cuanto salió. Y un público que lo esperaba antes de salir, que es un gran avance a empezar de cero. Y pude contar con la ayuda de mis Trastos, que siempre están a mano para comentar y dar su opinión, siempre aportando generosamente.” Sus “Trastos” son un gran grupo de escritoras, ilustradoras, libreras, bloggeras y muchas más personas enamoradas de la literatura infantil que se han unido para ayudarse a llevar a cabo sus sueños: publicar. Entre ellas están Ana Meilán o Desiree Arancibia, a quienes entrevistamos en el blog.

1.elia_meraki

Ilustración

Pero Inma y Elma no están solas en esta aventura.  En esta ocasión, Inma ha colaborado para contar su historia con la ilustradora barcelonesa Èlia Meraki. Sus dibujos, de línea marcada, son expresivos. Capaces de transmitir esa relación de hermanos tan cercana, tan unidos. Una manera de dibujar que convierte a “El sol de Elma” en especial. Ya es imposible imaginar a Elma y a su hermano de otra manera.

Para Èlia, vivir esta aventura con Inma ha sido “muy gratificante. Inma es una mujer entusiasta, y eso se contagia”, me contesta la ilustradora a través de email, porque actualmente vive en Edimburgo. Y trabajar en una autoedición ha sido “interesante, pues el método de trabajo para ser un libro de autoedición ha sido diferente”.

2.Elia_Meraki

“El sol de Elma” es un cuento para niños a partir de cuatro años, pero ya sabéis que nosotros los probamos todos y éste no ha sido una excepción. Hemos leído varias veces la historia de Elma y Leo y a mi hijo, lo que más le gusta y siempre espera, es ver cómo sale el sol. Le entusiasma. Y es que este cuento es para sentirlo y contarles a los peques la historia disfrutando de ese momento tan especial para Elma.

Por último, queríamos preguntarle a Inma porqué utiliza la letra ligada para el texto, algo inusual en los cuentos. “Porque vi la necesidad de crear un álbum ilustrado bonito para los primeros lectores. No hay apenas libros así en este tipo de letra. Mi hijo estaba empezando a leer y no era capaz de leer en otro formato así que lo hice por él y por todos los niños de su etapa.” 

Como os he dicho, los cuentos de Inma son únicos.

Y para que Elma nunca más esté triste cuando vea marcharse al sol,  en vez de tener una merienda especial, le hemos dibujado nuestro sol particular. Y como Jose está aprendiendo a escribir y le interesan tanto las letras, le he escrito la palabra “Sol” y, al lado y con puntitos, la he vuelto a escribir para que él la repase y eso le encanta 🙂

Summary
El sol de Elma, una anécdota familiar convertida en un cuento único
Article Name
El sol de Elma, una anécdota familiar convertida en un cuento único
Description
Reseña del libro "El sol de Elma"
Author
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
 

3 comentarios sobre “El sol de Elma, una anécdota familiar convertida en un cuento único

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *